CALMA, CONFIANZA Y VALENTÍA.

GANAREMOS NOSOTROS, LOS MÁS SENCILLOS.

Saldremos airosos de la presión económica y mediática que la Derecha ha generado.  La burguesía chilena está desesperada, ella representa tan solo el 17% del electorado que el 7 de junio votó por Chile Vamos en la votación de consejeros. Ahí están las familias Larraín Matte, Luksic, Paulmann, Solari, entre otros, y los acompañan sus leales capas medias gestoras. Son una minoría, que valida que los políticos sean corruptos.

La burguesía y la derecha requiere del 34% del 7 de junio que votó por Republicanos y por el Partido de la Gente, que son mujeres y hombres sencillos en el sentido nerudiano, que buscan partidos que los defiendan, que claman por ser representados, y que erróneamente creyeron que esos partidos lo harían. Desde el 7 de junio hasta ahora han visto que esos partidos son igual que todos los partidos, que engañan, y podrán ahora votar en contra de toda la casta política, y dejarán de ser comparsa de la burguesía chilena. 

La burguesía y la derecha temen a ese 49% que votó por la centro-izquierda y que anuló el 7 de junio, porque esos son más, porque son la mayoría del país.  La burguesía y la derecha saben que ese 49% puede conversar y convencer a las mujeres y los hombres sencillos, que fueron votantes oscilantes.

La burguesía y la derecha ya no tienen CALMA, no tiene CONFIANZA, dejan de lado su VALENTÍA, y usan sus actitudes arteras, y lo hacen “porque ganaremos, ganaremos nosotros, los más sencillos, ganaremos, aunque tú no lo creas, ganaremos” (Neruda. Oda al hombre sencillo).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Carrito de compra
Ir arriba